Diagnostrum

Simple Mobile Health

Serpientes de verano

Posted by on Jul 25, 2016 | 0 comments

Serpientes de verano

La noche era muy cálida y bastante húmeda, como suele suceder en esta parte del mundo en verano. A lo lejos, en la playa, se podía oír el bullicio de un grupo de jóvenes que cantaban y jugueteaban alrededor de un pequeño fuego.

Avancé lentamente hacia ellos sin prisa. No los había visto nunca antes, aunque sus voces cada vez sonaban más claras. Percibía el olor de la leña quemada, del perfume mezclado un poco con el sudor por las carreras y juegos. A esta distancia podía casi percibir su calor y oír los latidos de sus jóvenes corazones.

Un momento antes de aparecer ante ellos, vi mi imagen reflejada en un charco de agua de mar de la orilla. Mis ojos oscuros y profundos, mi piel brillante, nacarada, mis escamas formando un mosaico blanco y negro, ocre; y mi lengua bífida olfateándolo todo.

Mis presas no sospechaban nada y pronto una de ellas se convertiría en mi cena…

¡Horror!     Otra serpiente de verano

Cuando el calor aprieta y las noticias de interés, relacionadas con la profesión o la sociedad menguan o simplemente se van de vacaciones, surgen las serpientes de verano para ocupar el primer plano de la actualidad.

Las hay de muchos tipos, a veces se refieren a conflictos fronterizos en Gibraltar y su  verja; a las difíciles relaciones de vecindad entre un paraíso fiscal (o algo por el estilo) y sus vecinos que tapándose la nariz de las irregularidades, legales, contables jurídicas o la difícil explicación del volumen de algunos artículos que curiosamente se consumen por tan pocos habitantes, sea tabaco, combustible o camiones de áridos… Eso sin contar lo peligrosas que son sus aguas para los submarinos nucleares…Serán los camarones o algún alga del estrecho que alteran sus sofisticados instrumentos de navegación….

vidal2

 

Otras veces son las tan traídas y llevadas plagas de medusas de toda índole, pequeñas y nacionales o carabelas portuguesas. Plagas urticantes que junto con la sobreexposición solar y el abuso del alcohol inundan las urgencias de los centros sanitarios y dispensarios de salud de nuestras costas

vidal3

 

Centros sanitarios, por otra parte sometidos a una presión asistencial que se soporta difícilmente con las mismas plantillas o menos, pues también tienen derecho a vacaciones, que muchas veces no se compensan con contrataciones suplementarias para esta oleada.

Las altas temperaturas y la mar en calma, anima las mafias de traficantes de personas (y también de drogas que ponen el estrecho con más trafico que las carreteras de entrada a las grandes ciudades en hora punta (puede que esto también explique lo de los submarinos británicos, quizá en el mar también circulen por la izquierda).

vidal4

Por no hablar, de los incendios forestales provocados o accidentales, que arrasan estacionalmente nuestros bosques por mor de la imprudencia de vecinos o visitantes y probablemente también por la falta de previsión o inversión de los responsables, o la no menos típica criatura acuática Nessy del Lago Escocés de semejante nombre, resucitada cada año por una nueva investigación mediante “nueva tecnología” de una muy prestigiosa Universidad Norteamericana.

vidal5

En fin, las serpientes multicolores del Tour de Francia y de los conductores en busca de descanso inundan las carreteras estivales y los telediarios, mientras los días pasan lentos y pesados, arrastrando los pies, y a nosotros nos parece que este es un día más, un verano más y un año más igual que los anteriores (y que los próximos).

vidal6 vidal7

Pero no es así, es mucho peor. Nuestros políticos puede que no tengan vacaciones este año por su incapacidad de ponerse de acuerdo y repitan en agosto el desencuentro de enero. Quizá habría que modificar su relación laboral y contratarles por objetivos como a algunos deportistas (por numero de plenos, iniciativas o acuerdos) o colocarlos en un cónclave como a los cardenales de la Curia romana hasta que eligieran a un nuevo director. Como pueden ver esto también es otra serpiente de verano.

vidal8

Esperemos que todas ellas se apacigüen y, a la vuelta de vacaciones, unos y otros nos reincorporemos con fuerzas renovadas, y se disipen todas estas sombras ¡Felices vacaciones!

 

Otros artículos del Dr. Alfonso Vidal que no te puedes perder:

Big data

Soporte vital

 

0 Comments

Trackbacks/Pingbacks

  1. Las salas de espera | Diagnostrum - [...] Serpientes de verano [...]

Submit a Comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *