Diagnostrum

Simple Mobile Health

¿Qué significa envejecer?

Posted by on Feb 12, 2014 | 2 comments

¿Qué significa envejecer?

El proceso de envejecer es una construcción cultural, social, familiar y personal, dentro de una tensión dinámica en la cual se “depositan” las huellas internas (mnémicas) y externas” (cuerpo).

Experiencias que con el paso del tiempo se van fraguando en ambas estructuras, interactuando (+/-) a través de las cuales se va logrando un proceso silente de transformación (+/- o neutras) de ambas dimensiones (interna y externa).

Este proceso está fuertemente influenciado por la dinámica compleja de la realidad y la experiencia de vivir camino al 2050.

Donde la experiencia psíquica de envejecer ha sido poco investigada por la gerontología clínica y social.

¿Con qué asociamos el proceso de vejez-envejecimiento?

Caída de la actividad física (la salud se deteriora), el crecimiento personal (continuar teniendo planes y proyectos), la pérdida social (la soledad como experiencia vital) y como otro factor del envejecimiento subjetivo.

La división de cuatro compartimentos de interacción dinámica del envejecimiento desde lo biológico, psicológico, social y funcional, crea y recrea complejos proceso que de alguna forma determinan las múltiples direcciones del proceso de envejecer.

¿Qué es la edad?

La edad es una “señal” cronológica y subjetiva dentro de este complejo proceso de envejecer, en el cual existen distintos componente subjetivos que de alguna forma van adquiriendo y determinando “fuerzas” de vida en direcciones condicionadas por la experiencia de envejecer.

Escalas o conceptos:

  • Edad de identificación
  • Edad comparativa
  • Edad sentida
  • Edad cognitiva: edad sentida, asociado a otras edades subjetivas como la edad aparente, la edad de acción, la edad de pensamiento
  • Edad de estereotipo
  • La edad del <<mi>> (la edad sentida, la edad aparente)
  • La edad del <<yo>> (la edad de acción, la edad del pensamiento)
  • La edad sentida
  • La edad ideal
  • La edad real (es la diferencia entre la edad sentida + edad ideal + edad aparente).

Los cambios con la edad se pueden caracterizar por sus diferentes ritmos, tiempos, intensidades y dimensiones, como direcciones, donde el envejecimiento (percibido u observado) puede conllevar trayectorias positivas (crecimiento-adaptación), negativas (pérdidas), donde poder ser multidireccional fuerte o débil, teniendo en cuenta que hasta los cambios positivos pueden conllevar trayectorias negativas (caída en los cambios funcionales).

Ser multidireccional fuerte puede tener trayectorias (+) en las últimas etapas de la vida.

El rol de la edad como factor explicativo “funciona” como <<misteriosa caja negra>> donde la edad real tiene alguna influencia sobre el envejecimiento subjetivo y otros aspectos.

Siendo el envejecimiento percibido de forma diferencial entre hombres y mujeres, como en las áreas rurales y urbanas.

Los cambios (+) se relacionan más con:

  • La aceptación más de uno mismo
  • Tener que renunciar dentro de este proceso a cosas
  • Cambios que no nos gustan
  • Una influencia (+) en la vida

Pero el paso del tiempo va inclinando sutilmente la balanza del tiempo (edad) a los aspectos con mayor “carga” negativa del proceso de la vejez-envejecimiento, salvo con la aceptación de uno mismo.

Cambios (-) percibidos en los últimos 10 años

Capacidad física y mental concretas:

  • Memoria para las palabras
  • Memoria para los nombres
  • Motivación para el trabajo
  • Capacidad para el trabajo

Las huellas corporales que va dejando el paso del tiempo en el cuerpo de todos los que envejecemos, también teje sensaciones (+) en la mayoría de las personas con gran influencia cultural y también sirve como preludio de los cambios futuros (+/-) por llegar.

La edad es un factor importante en la percepción social, como también es un signo de pasividad, de mala salud e incluso precoz mortalidad.

En cuyo escenario la vejez y el envejecimiento están asociados a lo biológico, a lo cultural o a la interacción de ambos. Donde ni el espejo, la cosmética doméstica o la cirugía podrá cambiar o esconder: la vejez.

Así, la vejez en general es para algunos un vivir como una “amenaza”, para otros como un “castigo” y para algunos como una “recompensa” por su paso por la vida.

Las huellas de la edad es parte de nuestros DNI social de representación cultural  y socio-histórica, como también un anuncio de los cambios futuros funcionales inevitables del envejecimiento.

El desafío es la adaptación a estos cambios.

Desde una perspectiva holística, integral e integradora, a través de la GERONTOEDUCACIÓN.

La sociedad contemporánea se ha fraguado entre el sueño de la longevidad alcanzada y la juventud perdida, lo cual “despierta” en determinadas personas un “descontento” en un contexto donde la edad ha perdido rango social por la “decadencia” que en el imaginario social le ha “impuesto” al envejecer.

Entender el proceso de vejez y envejecimiento desde la perspectiva del concepto de la dinámica del yo. Lo cual queramos o no cuando estamos frente al espejo de los demás o de la realidad, lo cual contribuye nuestra propia identidad mnémica, social o ambas.

El cuerpo como exponente visual del envejecimiento externo impide ver lo que sucede con el propio envejecimiento “interno” de c/u de los que envejecemos.

Otro aspecto es como el “yo” interno continúa viviendo y sintiéndose joven por un lado, y por el otro lado el “yo” externo muestra la “angustiosa” realidad que se “evapora” por el paso del tiempo, mientras el “yo interno” entreteje el “yo sin edad” y aparece la “máscara del envejecimiento” donde el individuo se siente siempre joven, también aparece en este “escenario” un cuerpo atrapado en un cuerpo que envejece.

Lo cual nos muestra como las representaciones internas y externas del yo, configura la continuidad o el conflicto por los cambios propios a lo largo del ciclo vital.

Un aspecto importante de la edad es que nos permite entrever como cada uno percibe la vejez o el envejecimiento. Lo cual tiene que ver con la representación subjetiva del proceso de envejecer desde una visión de cambio, adaptación, declive o pérdida, lo cual aglutina de forma abigarrada procesos multidimensionales y multi-direccionales difíciles de prever.

Todo esto configura la edad sentida (la que siente), la edad ideal (la edad que le gustaría tener), como la edad efectiva (la cronológica). Donde la fuerza cultural genera fuerzas centrípetas a edades más jóvenes.

Como médico gerontólogo clínico y social busco estudiar cómo se vive y experimenta desde “adentro”  el proceso de vejez y envejecimiento, desde que “yo” se enfrentan a la vejez nuestros pacientes, sabiendo que la investigación sobre la percepción subjetiva de la vejez y el envejecimiento ha sido poco estudiada desde esta perspectiva, siendo evaluada siempre desde las huellas externas del envejecimiento y la vejez en general por lo profesionales del sector.

Teniendo en cuenta los cambios asociados a la edad (+/-):

  • Influencia positiva en nuestra vida (+).
  • Mejor aceptación de uno mismo (+).
  • Tener que renunciar a cosas (-).
  • Cambios que no nos gustan (-).

Sabiendo que el envejecimiento subjetivo tiene que ver con la experiencia personal coligados a la edad, si se lo vive como pérdida, declive o adaptación, dentro del proceso de vejez-envejecimiento, como la interacción social tiene un rol importante dentro de este proceso.

La edad es una realidad que engloba todo pero en un contexto en permanente cambio, con muchas dimensiones y direcciones que conlleva implícito un multi-proceso de adaptación constante, el cual depende de cómo c/u experimenta la gestación de su propio envejecimiento y como lo vive desde la percepción subjetiva de la vejez. “Sea cual sea la edad que c/u tenga, siempre seremos más viejos o más jóvenes dependiendo con quien nos comparemos”.

Como también como analizamos los cambios para bien o para mal de nuestro proceso de envejecer en los últimos 20, 10 y 5 años, con relación a actividades concretas: física, memoria (nombres), la capacidad de trabajo, la motivación y nuestras expectativas para el trabajo.

No dejes de leer artículos del Dr. Carlos Gil Gálvez:

Europa necesita un Plan Marshall Social

La Gerontoeducación como principal herramienta para el Cambio Social

2 Comments

  1. Muy buen articulo el presentado,comparto el interes por estudiar como se vive y experimenta el proceso de envejecimiento desde adentro,y desde la observacion,percivo la dificultad en la aceptacion de la frecuente diferencia entre la edad sentida y la cronologica,en algunos grupos sociales.

    • Dra. Olga, gracias por leer el post en el cual trato de explicar desde la mi visión como médico geriatra, médico gerontólogo clínico y social, gerontoneuropsiquiatra, como debemos abordar la complejidad de lo que significa envejecer, no desde una mirada nihilista, sino dentro de un proceso socio-histórico y personal.
      La edad tiene muchas lecturas como también consecuencias lo importante que nos médicos tratemos de ver esta complejidad, dentro de procesos, cambiantes, interactuantes y multidimensionales del proceso vejez-envejecimiento. En este post he tratado de explicar cuales son las herramientas con las cuales nos debemos enfrentar a este proceso, desde nuestra propia vejez-envejecimiento y la de nuestros pacientes.
      Un saludo cordial,

Trackbacks/Pingbacks

  1. La demencia tipo Alzheimer ¿se puede curar o es una utopía? | Diagnostrum - [...] ¿Qué significa envejecer? [...]

Submit a Comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *